BULTACO SHERPA T 350 MOD. 199

BULTACO SHERPA T 350 MOD. 199

domingo, 25 de octubre de 2015

Los radios de la Sherpa

Hace tiempo hice un croquis de los 4 radios que llevan las llantas de la Sherpa:


Como se ve en el dibujo son de dos grosores, siendo mas gruesos por la parte del buje. Hoy día es difícil encontrarlos de doble grosor y quien los hace a medida, los cobra a precio de caviar iraní.

Yo he procurado recuperar siempre los originales pero en una llanta fue imposible y he puesto de los de un solo grosor. Estos son fáciles de encontrar: Calleja los tienen en Madrid.

Y como curiosidad:



viernes, 23 de octubre de 2015

Aspirador para el taller

Por casualidad mi madre me comentó que iba a tirar este aspirador pues estaba bastante viejo y lo sustituyó por otro. Tras una buena limpieza y pulido y cambiar las ruedas tengo siempre a mano en mi taller un estupendo aspirador. Una joya para mantener la "mierda" a raya. Por supuesto un mínimo tiene que tener todo taller que se precie, a pesar de la opinión de mi santa.




Lima de roscas

Cuando una rosca esta ligeramente deteriorada, antes de pasar una terraja o un macho recurro la lima de roscas. Es increíble lo eficaz que resulta, aunque solo sea para limpiar bien los surcos:



sábado, 10 de octubre de 2015

Basculante de sherpa 159 para 199

El basculante de la Sherpa 199 que estoy restaurando estaba destrozado, se había partido por dos sitios y tenía una soldaduras de lo mas chapuceras.

Pero como tengo otro basculante decente de Sherpa 159 y solo difieren en detalles he decidido emplear este.

Para ello hay que hace dos cambios:

1.- soldar el soporte del tope de la funda del cable de freno.
2.- soldar el cajetín de fijación de la pata de cabra cuando esta está cerrada.

Pongo unas fotos:












jueves, 8 de octubre de 2015

Soportes del faro Sherpa

Desde la Sherpa 159 hasta la 199A, el faro se sujeta por medio de 2 bandas de goma de 7 mm de grosor:


Estas son originales y están impecables  40 años después. Yo refafrico unas en goma de 5 mm que se cuartean y duran menos que una saliva en una plancha.




Aquí pueden verse las pletinas curvadas que fijan las gomas para que no resbalen sobre las barras




martes, 6 de octubre de 2015

He destrozado un buje

En agosto llevé 2 Sherpas a un pueblo de Segovia cercano a Riaza donde pasé unos días en casa de unos amigos y entre otras cosas nos dimos varios paseos por los caminos de la zona.

Sin hacer mucho el cabra (no me lo permite mi nivel), destrocé el buje trasero:



Cuando radié esta llanta estaba bastante deformada y tuve que tensar mucho los radios de un lado pero tengo la impresión de que la rotura se debe a algún defecto de la fundición que no era apreciable.

Ya he comprado otro buje...

Guía de reparaciones de motos Bultaco de Clymer

Hace un par de semanas compré en UK la guía de reparación de motos  Bultaco de CLYMER de 1974. Ya tenía la de Ossa y cuando este libro se puso a tiro no pude evitar la tentación de traerlo a casa.

Son unos libros fantásticos y sin duda son la base para las traducciones españolas de Manuales de Reparación de la época. Una vez mas tuvieron que ser extranjeros los que llenaran este hueco. Supongo que a los talleres españoles las Guías les sobran.




Restaurar un chasis

Ultimamente tengo el Blog un poco abandonado... Mucho trabajo y el tiempo libre dedicado a familia y amigos de forma prioritaria son el motivo. Supongo que la terapia de motos+taller me hace ya menos falta también.

Pero tampoco he parado. Este verano he decidido restaurar la otra Sherpa 199 que compré para restaurar la mía una vez que hice el motor y va bastante decente.

Lo primero ha sido restaurar el chasis que compré. Estaba pintado en negro al horno y me costó un un buen trabajo dejarlo en metal vivo. Varias manos de decapante, espátula y lija, dejaron el chasis así:













Y este es el aspecto después de imprimación y pintura con pistola:





 

jueves, 30 de julio de 2015

Guardabarros de plástico rojo PUIG

Recuerdo perfectamente el día que compré el Solo Moto en verano de 1977 y aparecía la prueba de la "nueva" Sherpa 199. Lo primero que me impresionaron fueron los nuevos guardabarros de plástico flexibles de color rojo. Estos, junto con la gran cantidad de elementos de motor y amortiguación negros mate le daban a la moto un aspecto realmente innovador.

Los guardabarros anteriores que traían estas motos de serie eran los de aluminio, lo que ahora les da a estas motos un aspecto retro precioso pero entonces este avance se apreció como algo lógico. De hecho a muchas de estas motos ya se les cambiaban los guardabarros por otros de plástico incluso antes de salir del concesionario. Los de aluminio, aparte de abollarse a la primera caída, son peligrosos pues sus lados pueden ser verdaderos cuchillos en caso de accidente.

Pero, ROJOS!!! los guardabarros de plástico eran BLANCOS!!! NO ROJOS!!! pero reconozco que después de valorarlo le daban a la moto un aire muy "profesional" que, tras comprobarse el éxito, fue imitado por sus competidores.

Bueno, pues estos guardabarros los fabricaba para Bultaco una empresa que hoy días todavía existe: Plásticos Puig, empresa especializada en este tipo de material y que se especializó en carenados, pantallas de Vespa y guardabarros flexibles de plástico.


Este es el catálogo de la época, la segunda moto es la Sherpa 199:


Hoy días hace una copia exacta de estos guardabarros Gonelli.














miércoles, 29 de julio de 2015

Elevador de motos

Cuando vi esta foto enseguida comprendí lo importante que es trabajar cómodo para hacer las cosas bien.


Sin duda ninguna la postura en la que trabajamos en una moto a partir de cierta edad debe ser relajada,  y eso significa en la mayoría de las ocasiones tener que elevar la moto.

Primero adquirí este elevador:




y aunque es bastante estable siempre tengo la impresión de que la moto va a acabar en el suelo o lo que es peor, encima de uno.

Y tras buscar, aunque los mejores elevadores creo que son los neumáticos, decidí hacerme con el hidráulico de Makro que conseguí por menos de 300€ en una oferta.

A partir de entonces las restauraciones han dejado de castigar mis viejos riñones.